martes, 12 de junio de 2007

Mi cámara de fotos

Me hacen gracia algunos que cuando les nombras una cámara digital Casio hacen chistes sobre calculadoras de bolsillo y relojes digitales baratos. Es como si la idea misma de Casio fabricando cámaras sea cómica. No estoy seguro si esto denota un sentido del humor algo inmaduro o un desconocimiento total de la industria de las cámaras digitales, porque la verdad es que Casio ha estado haciendo buenas cámaras digitales desde principios de los años 1990, antes que cualquier otro fabricante excepto Sony y Kodak. La gama de compactas de Casio esta ahora mismo entre las mejores del mercado, sobrepasando a la mayoría calidad, funcionamiento, facilidad de empleo y relación calidad-precio.


Mi cámara es una Casio Exilim EX-Z1000. Esta cámara tiene una forma compacta con bordes redondeados. . El diseño es moderno, pero no demasiado llamativo. Cuenta con muy pocos botones. El atractivo mayor de esta cámara está en su gran monitor, y en la gran variedad de opciones. La Casio Exilim Z1000 cuenta con un sólido cuerpo hecho de acero inoxidable fijado con tornillos ocultos, que le da a la cámara inmediatamente un aire de alta calidad. El cuerpo de la Casio EXpreprogramadas. Los botones son agradables al tacto, y en conjunto todos presentan una elegante terminación. La Z1000 respeta las líneas estilizadas de sus compañeras de la linea Exilim, con un peso de apenas 173 gramos (incluyendo la batería de ión-litio) y unas dimensiones de 92 x 58,4 x 22,4 milímetros que hacen que sea muy cómoda de sostener.


La pantalla es de 2,8 pulgadas de diagonal y 230.400 píxeles (960 x 240 píxeles), que se adapta a la luz ambiente de manera totalmente automática. Su zoom, de 3 aumentos, lo configura un rango focal equivalente a 38-114 milímetros, con una máxima abertura de f2.8 en angular.
Como buena Exilim ofrece numerosos modos prefijados de exposición a través del clásico menú BestShot. El rango de sensibilidades disponibles abarca desde 50 a 400 ISO y el modo de enfoque macro permite disparar a 6 centímetros del sujeto. Como otras compactas de la firma nipona, dispone asimismo del modo de estabilización digital de imagen Anti Shake DSP.
La batería denominada Super Life hace honor a su nombre y no hay necesidad de adquirir una batería de repuesto.


En general, la Casio EX Z1000 es una cámara con la que se trabaja cómoda y rápidamente. La cámara cuenta con muchas funciones innovadoras, es económica en cuanto al uso de energía, muestra una calidad de imagen excelente, y está resguardada por un bonito cuerpo de acero inoxidable. En mi opinión, el hecho de que la cámara ofrezca 10 megapíxeles no es necesariamente su característica más importante. Si estas buscando una cámara digital, con una gran cantidad de funciones prácticas y creativas, esta es tu cámara.

Quedan 22 días.

6 comentarios:

Raquel dijo...

Es estupenda!
Me has convencido, lástima que ya tengo una...

Bueno, por lo que cuentas, más te vale que hagas buenas fotos, si no te pondremos a parir, porque no será por la cámara de fotos.

Me gusta¡¡¡

María dijo...

Ya ves, no sólo hay que tener buena cámara, también buen ojo para hacer fotos chulas.
Menos mal que tenemos a Jaime que es una máquina.

Anónimo dijo...

Está guay, pero ni NIKON Coolpix 9700 se la lleva al lego. Tu Juez parece buena gente...

Núria dijo...

Es una muy buena cámara. Yo tengo la Exilim EX-S600, y me va de fábula.

masashi dijo...

La pantalla es muy grande. Yo uso Nikon porque siempre compro nikon y puedo usar sin mirar la camara.
Ahora uso Nikon CoolPix!

Manuel dijo...

Buenas. Antes que nada, gracias por el comentario del otro día en el blog y que se me olvidó corresponder antes.

Pues mira, mis amigos y yo salimos en dos días para Japolandia y todos llevamos la idea de hacernos con una cámara allí que mejore a las que tenemos, ya algo desfasadas. Así que tu review me ha venido bien. Sobre todo me interesa el tema ése de la "estabilización", que mis fotos con poca luz salen más movidas que un flan en el terremoto de Kobe. ;P

Saludos.